Ir directamente a la información del producto
1 de 1

2

NO HAY VERANO SIN TI

NO HAY VERANO SIN TI

Precio habitual 111 GTQ
Precio habitual Precio de oferta 111 GTQ
Oferta Agotado
Impuesto incluido.

Año tras año, Belly espera con impaciencia la llegada de las vacaciones para reencontrarse con Conrad y Jeremiah en la casa de la playa. Pero este verano no podrá ir. No después de que la madre de los chicos volviera a enfermar y de que Conrad cambiara. Todo lo que el verano signifi caba se ha esfumado y Belly está deseando que acabe. Hasta que recibe una llamada inesperada que la convence de que aún podría volver a ser como antes. Y eso sólo puede ocurrir en un lugar? Segunda parte de El verano en que me enamoré.

Envío

  • Envío a toda Guatemala - Q29
  • Recoge GRATIS en 7 calle 12-51 zona 1, Ciudad de Guatemala (Liceo Montessori)
Ver todos los detalles

Customer Reviews

Based on 2 reviews
50%
(1)
0%
(0)
0%
(0)
50%
(1)
0%
(0)
M
M.A.D.
BELLY SE HACE ALGO TEDIOSA

Fue solo una continuación del último que terminó un poco abruptamente, por lo que esta serie probablemente deba leerse una detrás de otra para que parezca una sola historia. Definitivamente me gustó más el libro de una manera. En esto hay MUCHA angustia y idas y venidas y las emociones de todos estaban descontroladas. Pero amo a Belly. Ella es egoísta e infantil de una manera que estoy seguro que algunas personas odian, pero para mí, es completamente identificable. Es su defecto y eso la hace real para mí. Definitivamente voy a terminar el tercer libro este verano y estoy emocionado de ver lo que estos personajes tienen reservado para ellos, incluso si desearía que el primer libro hubiera permanecido independiente de alguna manera.

M
Maria Arreaga

Es una hostoria triste y llena de sentiminetos encontrados, qué te hace pensar en tus seres queridos sobre todo los que ya no están, pero tambien te hace reflexionar que aunque sintamos que ya todo acabo la vida sigue porque la vida no se detendra a esperar que te sientas mejor o que olvides a alguen, te enseña a vivir con el dolor y hacerlo llevadero, siempre recordando a los que amamos